• Nuevo
Fuente: Cine con Ñ
search
  • Fuente: Cine con Ñ
Fuente: Cine con Ñ

Telecinco prepara ‘La Favorita 1922’, su respuesta a ‘La Promesa’ y ‘La Moderna’

Todos nuestros objetos solo en régimen de alquiler. El coste del alquiler es el 30% de su precio.

Nos proporciona la información: Cine con Ñ

AntiguoRincon.com  ha sido proveedor de atrezzo en esta producción.

Verónica Sánchez encabeza un reparto coral en esta producción de Mediaset y Bambú sobre dos mujeres que fundan un restaurante en el Madrid de los años 20

Mediaset España ha empezado a rodar La Favorita 1922, una nueva serie de época en la que Verónica Sánchez encabeza un reparto coral y que, aunque no está confirmado el formato o duración, parece que será la respuesta de Telecinco a La Promesa y La Moderna, las series diarias de TVE, cuyos argumentos claramente refleja, además de estar producida por Bambú Producciones, responsable de ficciones de la primera de ellas, además de otras como Las chicas del cable. Será una historia sobre dos mujeres que intentan sobrevivir fundando un restaurante en Madrid en los años 20.

Protagonismo femenino, reparto coral y ambientación a comienzos del siglo XX son los elementos que unen La Favorita 1922 con los referentes antes comentados, tanto los éxitos del abierto como los del streaming. Aunque recientemente Mediaset se estrelló en su intento del regreso a la telenovela con Mía es la venganza, el género parece seguir vivo y en la cabeza de muchos programadores del abierto como lugar seguro en época de bajas audiencias, y la prueba son las dos series diarias de La 1 y el pronto estreno de Sueños de libertad en Antena 3.

Esta nueva serie estará protagonizada por Verónica Sánchez en el papel de Elena de Valmonte, una aristócrata adelantada a su tiempo, y Luis Fernández como Julio, el propietario del local. Junto a los protagonistas, La Favorita 1922 reúne en su elenco a Andrea Duro, Maribel Salas, Elena Maroto y Raquel Querol dando vida a Ana, Lourdes, Rosa y Cecilia, empleadas del restaurante; Fernando Cayo como César, el suegro de Elena Valmonte; Joel Sánchez en la piel de Roberto, camarero y amigo de Julio; Javier Lago y Manuel de Andrés como el mafioso Don Benito y su secuaz Armando; y Ángela Vega interpretando a Consuelo, la dueña del colmado. 

Ramón Campos (Gran Hotel) y Josep Cister Rubio (La Promesa) son los productores ejecutivos de esta serie de época escrita sobre una idea original de los propios Ramón Campos y Josep Cister, Gema R. Neira (Fariña), Paula Fernández (Las chicas del cable) y Curro Serrano (45 revoluciones). 

Sinopsis de La Favorita 1922

En Sevilla en 1922, la marquesa Elena de Valmonte (Verónica Sánchez), una mujer culta y de posición privilegiada, pasa horas en los fogones junto al servicio volcando su energía en su gran pasión, cocinar, mientras se siente atrapada en un matrimonio infeliz con Adolfo, su autoritario marido que la menosprecia a la menor ocasión, y anhela llevar otra vida. Una noche, tras ofrecer una de sus famosas cenas en su palacete, Elena y Cecilia (Raquel Querol), su fiel doncella, se ven envueltas en un desafortunado incidente que cambiará sus vidas para siempre.  

Convertidas en fugitivas, llegan a Madrid y se refugian en el local de un restaurante cerrado hace años. Tras recorrer sus fogones, Elena se plantea reabrirlo y convertirlo en uno de los mejores de la ciudad. En su empeño por lograr su sueño empresarial, contacta con Julio (Luis Fernández), el apuesto propietario del establecimiento, que le alquila el restaurante sin informarla de la letra pequeña. Decididas, Elena y Cecilia emprenden la búsqueda del equipo entre las mejores cocineras y criadas del país, escogiendo a Ana Ferrer (Andrea Duro) como jefa de sala; Lourdes Mendieta (Maribel Salas) como cocinera; y Rosa (Elena Maroto) como repostera. 

Ilusionadas con la nueva oportunidad que les brinda la vida, las cinco mujeres reabren el restaurante con el nombre de ‘La Favorita Bistró’, donde entre guisos y recetas darán lo mejor de sí mismas, compartirán secretos, conocerán el amor y descubrirán que hace falta mucho más que talento y ganas para mantener el restaurante a flote. Porque quizás los problemas no han acabado, sino que no han hecho más que empezar…